Identifican las técnicas más eficientes para disminuir la obesidad

Publicado: 18 febrero 2010 de Argenis Carvajal en Salud

NEOMUNDO

La obesidad representa un serio problema de salud a nivel mundial. Una buena forma de prevenirla sería comenzar los tratamientos durante la adolescencia, ya que las estadísticas muestran que el 70% de los adolescentes obesos se transforman en adultos obesos.

Esta condición, además de problemas estéticos, provoca alteraciones de salud en todas las edades, al punto que disminuye la expectativa de vida en el mediano plazo.

Genera problemas cardiovasculares, aumenta fuertemente el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, afecta la movilidad, produce artrosis e incrementa la incidencia de algunos tipos de cáncer.

LAS TECNICAS POSIBLES
Con el objetivo de cortar este problema a tiempo, se investigó la mejor forma de liberarse de esos kilos en la adolescencia. Los resultados fueron publicados en la Revista de la Asociación Dietética Americana, y la autora principal Kerri Boutelle comentó que las conclusiones “arrojan optimismo, ya que los adolescentes pueden perder una buena cantidad de peso y mantenerse delgados”.

Los investigadores trabajaron con adolescentes que lograron vencer la obesidad y con otros que se quedaron sin lograr ese objetivo. Les hicieron preguntas a ellos y a sus padres sobre las estrategias más eficientes para perder peso, la posible presencia de hábitos sedentarios, la alimentación habitual, la actividad física y la frecuencia con que se pesaban, entre otros temas.

Para analizar las respuestas, los científicos crearon cuatro categorías. La de los Comportamientos Sanos del Control de Peso incluyó comer con menos calorías, hacer ejercicio, evitar la comida chatarra y las gaseosas, pesarse seguido y elegir frutas y verduras.

La de los Comportamientos No Sanos de Control del Peso abarcó el uso de diuréticos, laxantes, cigarrillos o ayuno.

La clasificación de Cambios Dietarios Extremos se refirió a los suplementos dietarios, la dieta Atkins, los regímenes estructurados y el ayuno.

Finalmente, los Comportamientos Estructurados incluyeron comer una cantidad específica de calorías que se contaban detalladamente, el registro de cada alimento consumido y el trabajo en conjunto con un profesional.

LOS MEJORES RESULTADOS
La gran mayoría de los adolescentes que lograron bajar de peso y mantenerse delgados usaron seis o más de las estrategias del grupo de los Comportamientos Sanos del Control de Peso.

Algunos de los jóvenes que tuvieron éxito recurrieron a los Comportamientos Estructurados.

Boutelle dijo que no hay tratamientos mágicos. “Conductas como comer frutas y verduras y abandonar los hábitos sedentarios son los mecanismos más prometedores. A su vez, pesarse seguido ayuda a seguir de cerca los avances. Por un último, los Comportamientos No Sanos no estuvieron presentes en el grupo de jóvenes que bajó de peso”, enfatizó.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s